Weber Shandwick, la agencia más admirada del mundo

miércoles 14 agosto, 2019

Weber Shandwick se convirtió en la agencia de relaciones públicas más admirada entre los principales líderes internos de comunicación y marketing, según la investigación de Influence 100 de Holmes Report para 2019.

Weber Shandwick fue la agencia más citada cuando se preguntó a los encuestados de este año qué empresa admiraban más, lo que puso fin a la carrera de seis años de Edelman en la cima. Otras consultorías con menciones repetidas incluyeron a APCO Worldwide.

Cuando se les pidió que identificaran a las compañías que administran de manera más efectiva las comunicaciones de marca y la reputación corporativa, la lista mostró una continuidad relativa durante los últimos años, lo que refuerza los efectos duraderos de una reputación bien administrada. Unilever, Starbucks, Apple, Microsoft y Google estuvieron nuevamente en la lista, con nuevas menciones que incluyen McDonald’s, Greggs, Mars, Ferrero, General Motors, Ikea, Patagonia, J&J, Nike, Delta, South West Airlines y LinkedIn.

Los nominados para el profesional más influyente otra vez presentaron líderes empresariales, así como jefes de marketing y comunicaciones, como el CEO de Tesla y SpaceX, Elon Musk (“no es de la fraternidad, pero hace este trabajo fabulosamente”); y el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg.

Cuatro de los nominados del año pasado también estaban en la lista de este año: el director de marketing y comunicaciones de Unilever, Keith Weed; el ex director de WPP, Sir Martin Sorrell; el CEO de Edelman, Richard Edelman; y el director de marca de P&G, Marc Pritchard.

Otros nominados a los mejores en el negocio fueron la CMO de Netflix, Kelly Bennett; el gurú del marketing, Bonin Bough; y el vicepresidente de comunicaciones globales y asuntos públicos de Google, Corey DuBrowa.

Este año hubo más menciones sobre mujeres que nunca antes: la CCO de Disney, Zenia Mucha; la fundadora y presidenta ejecutiva de APCO Worldwide, Margery Kraus; la directora de marketing de GE, Linda Boff; y la directora de marca global de Taco Bell, Marisa Thalberg.

De la larga lista de nominados al mejor comunicador entre los líderes mundiales, la primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, ocupó el primer lugar. Su poderosa respuesta a los tiroteos de Christchurch en marzo llevó a un entrevistado a nombrarla como “la mejor comunicadora del planeta”.

Otras dos mujeres que encabezaron los titulares, una luchando contra el racismo y la otra por la emergencia climática, hicieron la mejor lista de comunicadores por primera vez: la congresista estadounidense Alexandria Ocasio-Cortez, la más vocal del grupo de cuatro mujeres de color a las que Donald Trump “invitó” recientemente a “volver” a los países de donde vinieron, y la activista ambiental sueca Greta Thunberg, de 16 años, la nominada más joven en la lista.

La ex primera ministra británica Theresa May, que pasó su último año como líder luchando sin éxito contra el Brexit, fue mencionada varias veces en la lista de los mejores y peores. Y, como era de esperar, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, nuevamente fue mencionado repetidamente como el mejor y el peor comunicador, aunque era esta última fue nominado abrumadoramente.

 

Traducción de la original en inglés, en Holmes Report